Consuelo Mar-Justiniano

Blog chicas - 532630

Do you know what I would want? What would really make me happy? Christmas has always been a big thing for me and throughout the years I have completely refused to let people give in to sadness and the happenings of the year and refuse the festivities. In the past I have racked my brains to find a way to make people enjoy this time of the year and believe in it again. And then last year, everyone was ready again to join in the Christmas joy. And then, And it has been a real fucking punch in the face.

Entradas del blog

Ha venido a recoger a sus hijos. Son casi las dos de la tarde. Levanto la vista del ordenador un poco aturdida y me pongo en pie para recibirla. Es una mujer bajita y delgada con una reluciente trenza de pelo negro que le cae hasta la mitad de la espalda. Siempre parece tranquila, como si la vida le hubiera concedido todo cuanto desea. Llevo casi todo el día tratando de poner orden en el caos que supone abocetar por Internet unas vacaciones que tendrían que haber estado ya organizadas hace seis meses.

De entradas

Me acuerdo que en esta ocasión ella nos comentó que era madre soltera. Les confieso que cuando leí su texto por primera vez me puse a pensar en muchas cosas… y a retar ciertos modelos y padrones que muchas veces son establecidos y que aceptamos como «cierto». Les invito a que lean. La gente déficit haber pensado que estaba loca cuando decidí separarme de mi marido a los quince días de nacido mi hijo. Seguramente creyeron que era un mal caso de depresión post alumbramiento, o que mi decisión fue apresurada e irresponsable. En mi caso, yo hice sola todas las cosas que los futuros padres suelen hacer juntos: ir a consultas médicas, armar el cuartito del bebé, comprar ropa, leerle a la pancita, en fin. Desde el principio tuve muy claro que mi contraparte no quería estar involucrado al nivel que la situación exigía, y eso eventualmente desembocó en mi decisión de separarme de él. Siempre estuve consciente de que un angelito necesita, sobre todas las cosas, una madre emocionalmente tranquila que pueda esmerarse exclusivamente a atender sus necesidades.